Con las abuelas como esta, ya no hay rodeos que valgan. Si se queda con alguna de ellos todos sabemos a lo que vamos: a follar y punto. Y es que a estas alturas no están para tonterías. Lo que quieren es sentir un pene dentro de ellas.

Comentarios cachondos

¿Qué te parece el video? ¿Te va la marcha?

1 Comentario