En este vídeo veremos a una abuela muy cochina follando en la pradera con un chico muy joven para ella, pero lo disfrutará como una jovencita. Sobre una manta se dejará penetrar ese chocho carnoso y gordito que tiene. El chico disfruta como un enano, sintiendo el calorcito que desprende ese coño, y lo mojado que debe de estar, seguro que el sabor que tiene la corrida de la abuela está para tragárselo todo

Comentarios cachondos

¿Qué te parece el video? ¿Te va la marcha?